Mala 108 perlas en Jaspe Dálmata

Mala 108 perlas en Jaspe Dálmata

 Al Jaspe Dálmata se le llama «Protector supremo». Esta piedra absorbe las energías negativas y protege a los viajeros. Compagina las dos energías del cuerpo espiritual, el Yin y el Yang, favoreciendo la aceptación de las diferencias.

El Jaspe Dálmata es un potente estimulante. Permite re-equilibrar lo emocional. Otorga valentía y honestidad y facilita la reflexión.

A lo largo de los años, el Jaspe siempre ha sido un símbolo de protección. En la religión cristiana era el emblema de San Pedro. Los habitantes de Babilonia pensaban que el Jaspe podía atraer la lluvia para sus cosechas y permitir así la prosperidad de su civilización. En el Antiguo Egipto, el Jaspe se usaba para tallar pequeñas estatuas que se usaban como protección contra la brujería o para acompañar a los difuntos frente a la prueba del pesado de las almas.

Vinculada al Chakra Sacro, es una piedra muy suave que simboliza el equilibrio de nuestro sistema hormonal. Nos ayuda a controlar nuestros deseos al armonizar nuestro cuerpo físico, emocional y mental con nuestro cuerpo etéreo.
Traer puesto este mala le traerá una profunda serenidad y le ayudará a canalizar sus deseos.

Leer el artículo sobre la piedra de jaspe damalta

REGÍNATE EN EL TEMPLO