Pulsera en perlas de cuarzo rosa adornada con colgante en hoja de plata tibetana

Piedra de la Realización, el Cuarzo rosa es el símbolo del amor.
Esta piedra evoca la paz, la calma, la ternura. Por eso, sin dudad, se la considera Consoladora.

Esta roca apacigua y da seguridad, abre la mente a la espiritualidad y ayuda a sanar los traumas aguantados en el pasado.Entre otras, ayuda a aumentar empatía y sensibilidad.  

Su contacto da seguridad, fortalece la confianza en uno mismo y la capacidad de aceptarse tal como uno es. Está vinculada al chakra del corazón que actúa directamente sobre la difusión de las energías.

Para los Griegos, el cuarzo rosa era el símbolo de la iniciación. Cuenta la mitología que un día, Afrodita al correr hacia el bosque para salvar a su hermoso Adonis atacado por un jabalí se rasguñó contra unas espinas. Su sangre se mezcló a las heridas de Adonis y de esta unión nació el Cuarzo rosa.

Piedra de infinita dulzura, abre la mente a la espiritualidad y otorga protección contra la multitud de ondas  que atraviesan nuestros hogares.

Al ponerse esta preciosa pulsera de cuarzo rosa sentirá la paz cotidiana y tendrá de nuevo confianza en sí mismo mientras se abrirá a los demás.

 Características :

  • Tamaño : 42 cm
  • Tamaño de las perlas : 10 mm

REGÍNATE EN EL TEMPLO